martes, 6 de diciembre de 2016

El asesinato del Guardia Ricardo Varón García

Alrededor de las dos de la madrugada del día 12 de julio de 1919, como consecuencia del atentado cometido en Barcelona por terroristas de filiación anarquista, contra el empresario de la rama de carpintería Sr. Campoy quien falleció de resultas del mismo, un grupo formado por un Inspector y varios Agentes del Cuerpo de Vigilancia acompañados de efectivos del de Seguridad se trasladaron al número 196, primero, segunda, de la calle Cerdeña, con el fin de proceder a la detención del posible autor del hecho, un tal Joaquín Florins, oculto en el inmueble referido del que era propietario Ricardo Corretjer Carpi.

Entre los efectivos del Cuerpo de Seguridad concurrentes al servicio figuraba el Guardia Ricardo Varón García.

Una vez en dicho domicilio y tras ser franqueada la puerta por su propietario, el Guardia Varón acompañado del también del mismo empleo Dionisio Fernández Durán y del Vigilante nocturno Manau, se mantuvieron en la mencionada puerta, en tanto que el Inspector y los Agentes de Vigilancia que dirigían el servicio accedieron al interior del inmueble. 

En ese instante, desde una ventana interior que comunicaba una habitación con el comedor de la casa, un inquilino comenzó a disparar contra los actuantes alcanzando al Guardia Fernández Durán, al propietario de la casa, al Vigilante nocturno Manau y al Guardia Varón García que recibió tres impactos que le atravesaron el pulmón, el hígado y un riñón, respectivamente, a consecuencia de los cuales falleció instantáneamente, resultando también muerto el Vigilante nocturno. 

La rápida y sorpresiva actuación del malhechor impidió la reacción de los actuantes que no pudieron detenerlo hasta el 13 de septiembre de 1930, en Bilbao, resultando ser un tal Elías García de conocida filiación anarquista a quien se le ocuparon, en el momento de su detención, varias bombas con las que pretendía cometer diversos atentados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada